sábado, 30 de septiembre de 2017

INEPTO o INEPTA

  1. PERSONA QUE CARECE DE ACTITUD PARA CIERTO TRABAJO O FUNCIÓN.
  2. PERSONA QUE ES POCO INTELIGENTE.







La definición de inepto e inepta es clara y contundente, y por ese motivo recurro a la misma como definición acertada del quehacer cotidiano de bastantes políticos y políticas en la puñetera actualidad.

Todos, o casi todos estamos "fastidiados" por la situación catalana, no por estar a favor de unos o a favor de otros. Estamos fastidiados porque ni los analistas mejores se atreven a diagnosticar una solución plausible a tanta tontería oída o vista, en tan pocos días. Y los que piensan que el día 2 se arreglará la cuestión se equivocan. Habrá que dedicar mucho tiempo a dialogar y hablar, pero no teniendo razón sino buscando puntos de vista. ¿Tan tontos son para no verlo?

La situación que se ha producido, la veíamos venir ya de años atrás, y ante la cual, ineptos de un lado e ineptos de otro se funden proclamando que su razón es la auténtica o verdadera, y no es esa la postura ante una situación política.

HAY QUE DIALOGAR, HAY QUE HABLAR.

No es necesario tener razón, es necesario dialogar. Lo pongo en mayúsculas por si (aún así) hay algún inepto/inepta que no lo entiende: DIALOGAR.

La cuestión catalana, no es una cuestión de aficiones Madrid/Barcelona o de Barcelona/Madrid. Es mucho más. Es buscar soluciones para que la convivencia entre unos y otros sea humana y sensata para poder seguir juntos trabajando en el país que sea, y en el país que se llame como se llame.

La España de los Reyes Católicos no tiene porque ser eterna, y el Condado de Barcelona, no tiene que retrotaerse a Sunifredo I o Borrell II. Vivimos en el siglo XXI, y por lo tanto no hay que pensar como "retrógrados medievales" y sería mucho mejor hacerlos como competentes servidores de ambos pueblos, sí, servidores. Porque la mayoría de los políticos ineptos e ineptas se olvidan que los eligieron para ser servidores de los pueblos, y no para gobernar-los con caprichitos o por decirlo en lenguaje llano, y sin animo ninguno de ofender, con gilipolleces que no sirven para nada.

Por último decirles a los enarboladores de banderas, que la razón de las sinrazones nunca aportó soluciones a nada. Y sobre todo a los ineptos e ineptas que piensan que con la violencia pueden solucionar algo, sepan que se equivocan. No necesitamos ejércitos y dictadores. Necesitamos políticos más humildes y menos ineptos.



Como soy optimista pienso que el día dos de octubre, se pongan las pilas los ineptos e ineptas de turno y dejen de pensar en que serán libertadores de patrias. No, sepan que no lo son, solamente son políticos, y los españoles y catalanes no necesitamos salvadores de patrias. Necesitamos políticos honrados y dispuestos a trabajar.

domingo, 2 de julio de 2017

SEXTO MARIO. Una historia de romanos



En el año 114 llega a nuestra Andalucía, enviado por Roma, el pretor Sextus Marius, con el encargo de, combatir un poco a los lusitanos que andaban fastidiando bastante la Hispania Ulterior. No pasó mucho tiempo y el citado Sextus se convierte en el dueño y señor del sector minero de la zona, tanto que las montañas mineras tomaron el nombre de Mariani Montes, que con el paso del tiempo y el uso del lenguaje en el acervo popular acabaron convirtiéndolo en Sierra Morena.

El amigo Sextus Marius, llegó a la Bética, como pretor, que era algo así como uno de los máximos magistrados de entonces (sólo le superaba el cónsul), podríamos decir que, casi como un Presidente del Tribunal Supremo, pero a lo que yo iba es a otra cosa.

Al igual que ha pasado ahora, parece ser que el amigo Sextus fue alcanzando poder y riqueza llegando a ser todo un pudiente en el sector minero de parte de la Bética romana, y llegó a ser uno de los hombres "más rico de las Hispanias", según el amigo Tácito, y al igual que ahora parece ser que el poder y riqueza de sus posesiones fue provocando la envidia de los más pudientes, y sobre todo del emperador Tiberio, que por cierto no era un santo.

"Sextus Marius, por ejemplo poseía en Sierra Morena minas de cobre y de oro que le fueron confiscadas por Tiberio en virtud de una acusación calumniosa"1

¿Y que pasó?

Pues lo más lógico, que el envidioso emperador de Roma Tiberio se ingenió la forma de liarlo y acusarlo para cargárselo.

Os pongo la cita completa del amigo Tácito:

"Tras ellos, es denunciado Sexto Mario, el hombre más rico de las Hispanias, de haber cometido incesto con su hija, y se lo despeña desde la roca Tarpeya; y para que no hubiera dudas de que le habían ganado la desgracia sus enormes riquezas, sus minas de oro y (plata), aunque fueron confiscadas, se las reservó Tiberio para sí"2

Si comparáis un poco con la actualidad política, encontraréis algunas similitudes, y sobre todo encontraréis la podredumbre dentro de los gobernantes o personas pudientes, por lo que no es un invento de ahora... ¡Que va!, esto es una historia de romanos.

Para saber más de Sexto Mario podéis ver: E. Champlin. "The Richest Man" en Spain en Zeitschrift für Papyrologie und Epigraphik 196 (2015) p. 277-295

Francisco Pelegrina López


1"Mineros antiguos españoles" por Antonio Blanco Freijeiro y José M. Lusón Nogué, en Archivo Español de Arqueología, 39, n.º 113-114, 1966 . p. 81
2Tácito. Anales. Libros I-VI. Introducción general, traducción y notas de José Luis Moralejo. Madrid, Gredos, 2001 (Biblioteca Básica Gredos, 89), pg. 318

sábado, 13 de agosto de 2016

LA TARASCA DE ANTEQUERA


La imagen de la tarasca se exhibe en la Real Colegiata de Santa María la Mayor, de la ciudad de Antequera, es una reproducción de la tarasca del año 1760 que procesionó en Granada, ciudad en la que aún hoy se mantiene esta tradición.

Mide ésta 4,83 metros de alto, 2,31 de ancho y 4,20 de largo y es la única réplica que existe en España de una tarasca. De estilo barroco, la reproducción es una fiel imitación a aquellos pasos que acompañaban a las procesiones del Corpus en el siglo XVII y, sobre todo, en el XVIII, compuestos por un dragón de siete cabezas y una figura femenina que representa la Fe.

"La procesión del Corpus Christi, celebración profundamente religiosa, comprendía en el Barroco una compleja escenografía, que incluía elementos profanos como la tarasca, el más esperado por niños y mayores, un monstruo horrendo que, encabezando la procesión, adoptaba forma de serpiente o espantoso dragón. Sobre su lomo podía cabalgar una mujer, que en ocasiones simbolizaba la fe, explicando el triunfo y el poder de Cristo sobre el pecado, representado por la sierpe. La tarasca, en esta época, lejos de ser un elemento meramente lúdico, completaba el significado del mensaje contenido en la decoración simbólica dispuesta en el recorrido de la procesión, cuyo principal cometido era reverenciar al Santísimo Sacramento. Su salida procesional la mantienen actualmente algunas ciudades.
Para esta ocasión Manuel Jesús Chiappi Gázquez y Chapitel Conservación y Restauración, S. L. Hayan recreado la tarasca que formó parte de la procesión del Corpus de Granada de 1760. Es un dragón con siete cabezas – símbolo de los pecados capitales- gobernado y dominado por la Fe, dispuesta sobre un castillo que la convierte en inexpugnable para imponerse sobre la bestia"1

Para ver más fotografías pulsar aquí



1Este texto aparece junto a la imagen que se exponen el la Real Colegiata de Santa María la Mayor de Antequera.

lunes, 4 de julio de 2016

MERCEDES BARCHA: LA SOMBRA DEL HÉROE


En Granada a 17 de abril de 2014

Querida Mercedes:

Dos letras solamente para que sepa que su dolor es también el mío.

Ahora en que todo son elogios para Él, le pongo estas dos letras de agradecimiento, porque yo se que nunca hubiese llegado tan alto si no hubiese contado con usted.

Ahora que todos son halagos y lisonjas, engrandecimientos de su figura, palabras de “salir del paso”, y como no: alguna tontería que otra, de algún crítico más tonto de lo normal, si se puede; ¡pues eso!, ahora yo, solo estoy pensando en usted.

Yo se que no nos conocemos usted y yo, por eso ahora quiero que sepa que (según mi opinión) ha sido siempre usted, la que se ha merecido siempre, y ahora mucho más, éste alboroto y “despendolamiento social” que ha causado el hecho de que nos deje el viejo. Todos sabíamos que ya estaba “gastado” de la vida, y sabíamos que esto pasaría en cualquier momento, y usted mejor que nadie sabía que llegaría a ocurrir esta “socialización de su figura”, encumbrándole todos hasta aquel que ni siquiera ha leído un párrafo suyo.

Y ahora, estoy seguro que recordará lo mal que lo pasaron, mientras que escribía su obra grande, cuando tenían ustedes poco que llevarse a la boca, y allí estaba usted, animándole y quitándole importancia a la situación para que el siguiera escribiendo.

Después vino la fama, y mientras crecían los niños, y él se daba alguna juerga que otra, yo estoy seguro que usted seguía estando ahí; a su lado, como una auténtica Úrsula Iguarán, poniendo la sensatez dentro de la incertidumbre.

Yo se que no podré olvidarle nunca, porque seguiré leyendo su obra, y usted no podrá olvidarle porque le conocía mejor que nadie, y pudo disfrutar de su genio así como sufrir sus rarezas, pero yo igual que usted le seguiremos queriendo mucho.

Por todo ello, quiero darle las gracias, Mercedes, porque sin usted yo se que Él no hubiera existido. ¡Muchas gracias! por haber sido su heroica sombra y su mejor apoyo.

Le dejo una cita que usted conocerá mejor que nadie de su discurso más recordado:

“En cada línea que escribo trato siempre, con mayor o menor fortuna, de invocar los espíritus esquivos de la poesía, y trato de dejar en cada palabra el testimonio de mi devoción por sus virtudes de adivinación, y por su permanente victoria contra los sordos poderes de la muerte.”

Nuevamente le doy las gracias, y aunque Él me esté mandando ahora mismo al carajo, por estas letras, yo le seguiré respetando siempre a Él, pero mucho más a usted.

Suyo afectísimo,


Paco Pelegrina

martes, 10 de mayo de 2016

FOTOGRAFÍA ¿HORIZONTAL O VERTICAL?



Aunque sea un tema que se preste a discusión, o a opiniones muy diversas, solamente quiero que os sirva para reflexionar a los aficionados que hacéis fotografías.

Generalmente fotografiamos con el encuadre horizontal, y nos es por casualidad, sino que la situación de los ojos en nuestro organismo, hace que nuestro campo visual horizontalmente abarque unos 180 grados, y en cambio verticalmente solamente 130 grados.

Hay situaciones en las que sí es imprescindible hacerlo en vertical (una torre, un árbol, una farola), pero sobre todo en paisajes y en otras muchas situaciones yo prefiero la fotografía en horizontal.


Con esto no pretendo convencer a nadie de nada, ni enseñar a nadie nada, sino solamente hacerte caer en la cuenta de las diferencias, que en muchas fotografías es muy importante.

domingo, 17 de abril de 2016

SÍNTESIS HISTÓRICA DEL SIGLO XVI EN GRANADA


(reyes, obispos, jesuitas y moriscos)




INTRODUCCIÓN


El objeto del presente trabajo es hacer una breve síntesis de un siglo totalmente intenso en la historia de Granada. Me refiero al siglo XVI, que supone en la historia de la ciudad todo un cambio a nivel local, europeo; y también a nivel mundial, con el descubrimiento de América.

Este breve resumen no abarca todos los planos o facetas de la historia de la ciudad en el siglo en cuestión, sino que se centra sobre todo en la relación de fuerzas entre los poderes religiosos y políticos en la ciudad de Granada y el hecho de la llegada a la ciudad de la recién creada Compañía de Jesús, así como su colaboración en las labores pastorales que les encargan por parte del arzobispado.

Sobre cualquier apartado de los que he dividido está síntesis se podría escribir un libro, pero no era ese mi objetivo, sino que solamente he pretendido, sintetizar, valga la redundancia, una relación político-religiosa en la historia del siglo XVI en Granada.

También quiero expresar que este pequeño trabajo, probablemente, no esté realizado desde un punto de vista escrupulosamente científico ni metodológico; ni siquiera para presentarlo en ningún lugar o estamento social, y por supuesto ni busca aplausos ni citas en los grandes libros de historia. Está hecho sencillamente por gusto. Por placer de poner por escrito un trozo de apasionante historia de Granada, según la ve el que esto escribe.

Probablemente también en algún momento, mi punto de vista no sea del todo acorde con la historia según la interpretación de la misma que tenga el lector, con lo que puedo caer en el mismo defecto que ya cayeron otros, desde las primeras crónicas sobre este tema, hasta ya bien entrado el siglo XX. José Antonio González Alcantud1 describe perfectamente las circunstancias, en su trabajo sobre los moriscos desde el punto de vista antropológico, y citando a otro conocedor de la materia como es D. Manuel Barrios Aguilera, dice que, “al historiador profesional compete entrar en un debate que dista de estar cerrado, aún a riesgo de parecer que incurre en el aludido 'sentimentalismo emocional'. Palabras y expresiones como genocidio, etnocidio, limpieza étnica o racismo de Estado, en los que tan frívolamente se han empecinado ciertos falsos progresismos, carecen del valor absoluto, están desgastadas por un uso abusivo. Para acercarse a la 'cuestión morisca' siquiera sea como punto de partida, es necesario crear otros espacios de análisis, otros niveles de aprehensión. Acaso no se inconveniente inventar metáforas que impliquen al conjunto social de la época con toda su diversidad de aspiraciones, gradaciones, glorias y miserias”2

Aparte de estas consideraciones técnicas, puedo decir que poco o muy poco he aportado yo a este trabajo, que como se verá está completo de citas de otros autores, por supuesto bien documentados.

Por todo ello y partiendo de la base que el que escribe no es un historiador, pido clemencia y espero no haber puesto sobre el blanco de este papel alguna barbaridad que sea imperdonable. Si por descuido o desconocimiento se hubiese “colado” la barbaridad, espero y confío no acabar quemado en la hoguera.

1José Antonio González Alcantud. “Los moriscos y su antropología. Reflexiones al hilo del cuarto centenario de la expulsión de los moriscos de España.” Granada. Gazeta de Antropología. n. 12 (2012)
2Manuel Barrios Aguilera. La suerte de los vencidos. Estudios y reflexiones sobe la cuestión morisca. Granada, Ed. Universidad de Granada, 2011



NB: Para seguir leyendo pulsar aquí

Si por comodidad quiere tenerlo en PDF, puede pedirlo a: pacopelegrina@gmail.com

jueves, 11 de febrero de 2016

DOS DE LOS GRANDES

Richard Harris y Monica Vitti en El desierto rojo
MONICA VITTI (Maria Luisa Ceciarelli) (nacida en 1931)
Ha sido una de las grandes del cine italiano. Probablemente Michelangelo Antonioni fue quien supo sacar de ella lo mejor de su trabajo como actriz, en las cuatro películas de su “tetralogía”, que hicieron juntos: La aventura (1960), La Noche (1961), El eclipse (1962) y El desierto rojo (1964). La última película en la que trabajó fué Scandalo Sgretto, dirigida por ella misma. Trabajó también con directores como: Berlanga, Buñuel, Vadim, Losey, Scola y un largo etc.


RICHARD HARRIS (1930-2002)
Actor irlandés, que trabajó en más de sesenta películas, entre ellas: Sin perdón, en 2 de Harry Potter, Juego de patriotas, Gladiator, por nombrar las más recientes.
Si una película ha lanzado un actor, a Harris lo lanzó Un hombre llamado caballo (1970), aunque anteriormente había trabajado en algunas otras de categoría. Sus comienzos fueron en el teatro, como otros buenos actores británicos.